<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=169961057283706&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
logo

Las empresas deben ser y mantenerse competitivas, eso es una verdad sabida. ¿Y las personas? Sí, las personas también. Competitivas y eficientes en su día a día.

El mundo cambió y las propuestas de valor basadas únicamente en productos y servicios son cosa del pasado, lo saben las organizaciones que advierten lo que está pasando; y lo entienden las personas que saben que “tener algo” ya no es la única manera de disfrutarlo. Las soluciones de productividad y disponibilidad viven su mejor momento y son grandes oportunidades de negocio.

Cada vez son más quienes aprovechan las bondades de la tecnología y los nuevos modelos rentables de negocio y mercadeo para cambiar su estilo de vida, por ejemplo, haciendo uso de:

  • Servicios de pago por uso.

  • Big Data (Inteligencia de datos). 

  • Contenido inteligente.

  • Inteligencia artificial.

¿Cuáles son los beneficios más visibles de aplicar estas tendencias de inversión?

Está claro que las empresas pueden sacar provecho de estas soluciones cuando las aplican a sus procesos. Pero ¿cómo pueden las personas identificar este tipo de oportunidades de negocio? Piensa en ti mismo como si fueras una compañía.

  • Garantizan tu flujo de caja.

  • Eliminan la necesidad de comprar activos que pierden valor con el paso del tiempo.

  • Evitan el pago de sobrecostos atados a los créditos u otras soluciones financieras.

  • Permiten prescindir de intermediarios para las transacciones financieras.

  • Posibilitan ahorrar en tiempo y dinero.

  • Ayudan a incrementar la capacidad de procesar información.

  • Potencializan el uso eficiente de cada activo.

  • Optimizan conversiones y ventas mediante una segmentación efectiva de prospectos y clientes.

  • Previenen el pago de costos extras por mantenimiento, soporte y gestión.

¿Qué cambios se requieren para implementar estas soluciones?

El mundo es digital. Busca tu celular en el bolsillo si tienes dudas (si es que no estás leyendo esto en la pantalla de tu smartphone). Hay que adaptarse a la época y para lograrlo hay que actuar.

  • Capacítate y fórmate: aprende a usar las aplicaciones que simplifican las actividades diarias.

  • Cambia la mentalidad, las cosas ya no se hacen como antes.

  • Reorganízate de acuerdo con lo que quieres lograr.

  • Replantea las metas y los objetivos que te has fijado.

Estamos en un entorno cambiante, donde el valor agregado que aporta la tecnología marca la diferencia cuando necesitas solucionar tus necesidades del día a día, desde movilizarte hasta conseguir la comida para el almuerzo.

MiRenting todo incluido

1. Pago por uso: experiencias más allá de productos y servicios

Consumir ya no es lo que solía ser. La tecnología permitió la aparición de nuevas tendencias de mercado impensables hace un par de décadas. Consumidores y propietarios de bienes se relacionan hoy de manera diferente.

Aplicaciones, plataformas móviles, servicios de pago por uso… No necesitamos comprar un disco, tenemos Spotify; ya no compramos un dvd, tenemos Netflix. El control está, cada vez más, del lado de las personas, no de las empresas.

Mientras más gente comprende que el disfrute o los beneficios no surgen de los bienes o los activos, sino de las experiencias generadas a partir de estos, el pago por uso gana espacio en el mundo.

La movilidad también hace parte de estas nuevas oportunidades de negocio Buscas un carro para tener libertad, no para que te ate; para viajar, no para preocuparte por los gastos que implica tenerlo. Viajas, pero no quieres verte obligado a pagar por lujos en hoteles que no vas a usar. Tienes Uber, tienes Airbnb.

No lo vieron venir los promotores de la acumulación, pero el modelo económico forjado alrededor del poseer ha ido cambiando.

Experiencias sin límites: adiós a horarios y parrillas de programación

Con estos nuevos modelos de negocios rentables, las personas no solo deciden lo que quieren usar y consumir, sino también cuándo hacerlo. Y lo más importante: sin estar supeditadas a horarios de servicio o parrillas de programación.

Estamos cambiando el uso de los servicios. Por ejemplo, Airbnb ha sido el canal para encontrar hospedaje para 500 millones de personas en cerca de 65.000 ciudades, según la revista Forbes.

Rappi, la empresa de origen colombiano, encontró la manera de solucionar una demanda de la gente por medio de una aplicación para los teléfonos móviles. Hasta ahí, nada extraño. Lo disruptivo de este modelo es, en parte, que presta el servicio a través de una flota de motos y bicicletas de las que no son dueños. Poseer todo no es ya parte del éxito.

Solo el año pasado, Rappi facturó $77.227 millones y entregó siete veces más cantidad de productos que en 2017, de acuerdo con información recogida por El Tiempo.

Ilustracion-PP-renting-empresas

Renting: tú, maneja; que otros se encargan de lo engorroso

Es en Estados Unidos y Europa donde más se nota ese desplazamiento sobre la percepción de la acumulación de bienes como símbolo de estatus. Y es allí donde se inscribe la figura del renting como una opción de contar con un vehículo.

“Es una tendencia mundial que está cogiendo mucha fuerza: el pago por uso de un bien, en este caso un vehículo”, explica Andrea Quiroz, líder de mercadeo de Renting Colombia.

Piénsalo: pagas una cuota mensual por un carro en perfectas condiciones, sin pensar en que debes pagar impuestos, seguros y revisiones, intereses del crédito que posiblemente solicitaste, más la realidad de la pérdida de valor del vehículo cuando lo quieras vender.

2. Big data y la importancia de analizar la información

El uso de la inteligencia de datos, o big data, implica pensar en grande. Gracias a esta estrategia de inversión, empresas de diversas industrias eliminaron limitaciones como tiempo, espacio y capacidad de cómputo.

Algoritmos que permiten hallar elementos comunes en bases de datos con información sobre personas que padecen cierta enfermedad, o patrones de movilidad que faciliten pensar en soluciones para una ciudad en su conjunto son solo algunos de los ejemplos donde es aplicable el big data.

Hoy, las compañías manejan volúmenes altos de información y la tecnología avanzó lo suficiente para permitir el uso de algoritmos existentes con el fin de procesar datos y obtener, en días, segundos o minutos, resultados que antes se tardaban años, décadas e incluso siglos.

Y eso a mí qué… te preguntarás. Es cierto. A nivel individual es poco factible ser usuario de primera mano de la información que genera el Big Data, pero como usuario sí que percibes su funcionamiento, porque lo usan en campos tan diversos como:

  • Análisis financiero y transaccional.

  • Estudio de hábitos de consumo.

  • Segmentación de mercados y públicos objetivo.

  • Movilidad inteligente.

  • Evaluación de bases de impuestos.

  • Detección de fraude en entidades y proyectos públicos.

  • Mejoramiento de sistemas de cobertura y prestación de servicios en salud, educación, entre otros.

  • Medición de impacto de políticas públicas.

  • Cálculo de niveles de inversión en proyectos nacionales o locales.

  • Uso de información médica y clínica para elaborar ayudas diagnósticas.

  • Cálculo de rutas eficientes para distribución de mercancías.

  • Optimización de dispositivos eléctricos y electrónicos.

El big data en Colombia

En 2016, el Gobierno colombiano creó Caoba, un centro de excelencia en inteligencia de datos y analítica, financiado por el Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (MinTic) y gestionado desde Colciencias.

Allí, en Caoba, confluyen esfuerzos de universidades, (los Andes, Javeriana, Icesi y Eafit) y empresas ancla, como Bancolombia y Nutresa:

“Empezamos proyectos con empresas ancla y, luego de cierto nivel de consolidación, se pasa a hacer proyectos interdisciplinarios con otras entidades y compañías nacionales e internacionales. Aprovechamos que la integración de esta tecnología con el internet de las cosas, un concepto conocido como Industria 4.0, permite integrar los procesos de una fábrica o empresa con sistemas de monitoreo y análisis de datos”, resaltó Edwin Nelson Montoya Múnera, jefe del pregrado en Ingeniería de Sistemas de EAFIT.

Una tendencia que crece en el mundo

Si estás pensando en emprender, el big data debe ser tu aliado. Conócelo y saca provecho a esta oportunidad de negocio.

“En el tema de la inteligencia de datos hay iniciativas alrededor de salud, industria, logística, comercio virtual, entre otros campos. Estas son formas específicas de aplicar big data y analítica de datos en áreas particulares”, afirma Mark Mattingley-Scott, embajador de computación cuántica de IBM Alemania.

El experto destaca, además, que hay iniciativas en Alemania, Reino Unido y Estados Unidos de incubadoras de empresas cuyo objetivo es explorar otros aspectos del big data y encontrar nuevas formas de hacer negocios rentables, solo posible gracias a estas nuevas tecnologías.

MiRenting conoce mas sobre el big data

3. Modelos predictivos a partir de inteligencia artificial para mejorar la toma de decisiones

El análisis de datos evoluciona rápidamente y las empresas han aprendido a usarlos para entregar mejores servicios a las personas, sus usuarios finales, construyendo modelos óptimos de machine learning (aprendizaje automático).

Compañías como Uber redefinen los costos y las dinámicas de movilidad y transporte con sus flotas de autos autónomos y cada vez más empresas en sectores como transportes y manufactura confían en soluciones tecnológicas para hacer de sus procesos más dinámicos e intuitivos.

“El fin de la tecnología será anticipar lo que necesito y proveer los medios para alcanzarlo en el momento y el lugar que lo necesito. Eso redefinirá completamente la sociedad”. Mark Mattingley-Scott, embajador de computación cuántica de IBM Alemania.

Esa tarea es posible, claro está, porque de alguna manera estamos entregándoles nuestros datos a esas empresas: nuestros recorridos, gustos, compras, visitas a páginas, búsquedas en internet. Esa información es el tesoro que buscan las empresas.

Usar modelos predictivos en el negocio es como contar con una bola de cristal para anticiparnos al futuro.

4. Smart Content: contenido hipersegmentado para aumentar conversiones y disminuir costos operativos

Es en ese conocimiento que tienen las empresas sobre sus clientes donde nacen las oportunidades de negocio. Eso les permite enviarte contenido personalizado. ¡Cuánto me conocen! te dirás. Y sí, es cierto. Y es probable que eso te haga estar más dispuesto a conocer y, eventualmente, adquirir el producto y servicio.

¿Qué saben de ti para enviarte contenido segmentado? Entre otras cosas:

  • País o ciudad de residencia.
  • Edad.
  • Idioma nativo.
  • Interacciones con las redes sociales de la empresa.
  • Artículos o servicios que ha comprado.
  • Ofertas a las que ha accedido.
  • Otros sitios web que ha visitado.
  • Actividad previa en el sitio web de la compañía.

De allí, que la segmentación de contenido sea una pieza fundamental del engranaje que empresas grandes y pymes ponen en movimiento para mercadearse y lograr vender aquello que ofrecen o producen.

El contenido inteligente, o smart content, es aquel que puede cambiar sin problemas para presentarse a cualquiera de manera personalizada según criterios demográficos, gustos, características físicas, habilidades, ya sea a través de sitios web, blogs, correos electrónicos, chats interactivos u otros canales virtuales.

MiRenting Tendencias en consumo